Seat Tarraco 2.0 TDI 150 CV DSG-7 4Drive Xcellence

Seat Tarraco 2.0 TDI 150 CV DSG-7 4Drive Xcellence. Más que convincente

Tarraco de Seat viene equipado con 7 plazas, asemejándose en esto a otras tantas alternativas que se encuentran disponibles dentro del mercado. Pero Tarraco va más allá, no se conforma con esta característica, y logra convencer a cualquier público al desplegar sus múltiples argumentos. En realidad, el nuevo  Seat Tarraco 2.0 TDI 150 CV es más que convincente… enamora.

Normalmente, cuando se adquiere un vehículo con 7 plazas, no estamos pensando en llenarlas diariamente. Pero, claro, siempre agradeceremos contar con 2 plazas adicionales a la espera. Unos asientos plegados y hasta camuflados   en el área del maletero, pero, sin que el espacio de carga se vea muy sacrificado. Es parecido cuando compramos un coche todocamino, pues, no lo hacemos pensando en atravesar el campo cada una de las mañanas para llegar al trabajo. Pero, por supuesto, siempre nos encantará conducir diariamente un coche que se encuentre preparado ante cualquier circunstancia inesperada.  Con una adecuada altura libre hasta el suelo y una siempre alerta tracción total.

Recuerda Proteger todo lo querido con Cerraduras de seguridad, la solución para todo tipo de puertas

«Recordemos que Seat Tarraco es perteneciente al Grupo Volkswagen. Por esto, cuando entramos a conducirlo, el mismo coche nos facilita cada cosa. A escasos minutos de sentarnos, y luego de por lo menos 2 ajustes, nos sentimos como si ya lo conociéramos desde siempre…»

Seat Tarraco 2.0 TDI 150 CV DSG-7 4Drive Xcellence. Genial combinación

Realmente, Seat ha dado en el blanco, pues el lanzamiento de su nuevo Tarraco 2.0 TDI 150 CV se ha dado en el justo momento. Este coche no representa una berlina de lujo, pero, les aseguramos que no tiene porque sentirse menos. Es una magistral combinación del estilo de un todocamino con los métodos de un monovolumen.

Así que, el Tarraco es un coche que sigue manteniendo su estrategia y sigue apuntándose como vencedor. Es que, no arriesgó en lo más mínimo las características de un coche familiar, presentándolas con elementos y detalles propios de la alta gama. Y como guinda una esmerado acabado de alta calidad, con gran aplomo y una pisada espectacular. De serie se ofrece una gran dotación, semejante a la de sus rivales de alto nivel. Portando, además, un gran conjunto de sistemas de seguridad. En fin, todo muy a tono con lo producido en el Centro de Martorell.

Seat Tarraco 2.0 TDI 150 CV DSG-7 4Drive Xcellence

Como si ya lo conociéramos

Recordemos que Seat Tarraco es perteneciente al Grupo Volkswagen. Por esto, cuando entramos a conducirlo, el mismo coche nos facilita cada cosa. A escasos minutos de sentarnos, y luego de por lo menos 2 ajustes, nos sentimos como si ya lo conociéramos desde siempre. Realmente uno se acostumbra muy rápido a él debido a lo natural e intuitivo que resulta.

El Tarraco no esconde los mandos, ni incorpora inútiles portaobjetos pero tampoco es mezquino con los espacios para guardar cualquier cosa que llevemos en los bolsillos. Lo que cambiaríamos sería las dimensiones de cada una de sus grafías en el cuadro. Las preferimos de  mayor tamaño, porque existen conductores que pueden presentar cansancio en la vista.

Describimos su interior

Del Tarraco también nos ha encantado las 8 pulgadas de su pantalla central, pues es práctica, grande y muy elegante. Otra de sus características es que sus mandos para la climatización se encuentran separados, así tendremos acceso a ellos rápidamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *